martes, 15 de diciembre de 2015

Tronco de Navidad (o lo que es lo mismo, Tronco de Navidad mágico)

Desde bien pequeña ya me volvía loca por los Troncos de Navidad.

Concretamente los de mi abuelita.


Bizcocho jugoso, relleno de yema y cubierto de una deliciosa capa de chocolate.

Y mira que he probado otros pero como el de mi abuelita...


Aunque siempre había algo que me inquietaba.

¿Porqué no se podría mantener la misma jugosidad en el bizcocho sin necesidad de rellenarlo?

Normalmente el bizcocho queda tan jugoso porque se humedece gracias al relleno


Así que de este año no podía pasar, tenía que dar con el bizcocho perfecto para que el Tronco de Navidad no necesitara relleno y quedara tremendamente jugoso.

Lo primero que hice fue buscar un molde que me gustara y por casualidad tropecé con esta maravilla, el molde es de Silikomart, lleva un tapete adicional que es lo que le da la apariencia de Tronco, podéis encontrarlo aquí.


Lo siguiente fue dar con una buena receta, así que utilicé algunas especias y aprovechando que tenía Sirope de arce en casa le añadí una buena cantidad a ver que pasaba.


El resultado fue asombroso! No daba crédito a lo que estaba comiendo, bizcocho húmedo, delicado y con sabor a Navidad. Resumiendo, el bizcocho perfecto.

Y como este Tronco Navideño era para los peques de la casa, decidí darle un toque más especial y llenarlo de magia. Pinchad en el vídeo y veréis que se esconde dentro!


No podéis dejar pasar esta receta! Feliz Navidad a tod@s!!
Por cierto! recordad etiquetarme en Instagram con vuestras recetas, así podré verlas!! Os dejo el enlace Aquí. Podréis ver más sobre mi en mi Pagina Dulcementenadia, Twitter, Facebook personal, Pinterest o YouTube. 

Os quiero,
Nadia.


Tronco de Navidad mágico

Ingredientes:

115 gr de mantequilla
225 gr de azúcar
45 gr de azúcar moreno
190 ml de Sirope de arce
2 yemas de huevo L
2 claras de huevo L
350 gr de harina
1 cucharadita de bicarbonato de sodio
1 cucharadita de sal
2 cucharaditas de jengibre
2 cucharadas de canela
240 ml de buttermilk

Elaboración:

Precalienta el horno a 180º.
En un bol tamizamos la harina junto con el bicarbonato de sodio, la sal y las especias . Reservamos.

En otro bol, bate la mantequilla junto con el azúcar hasta que los ingredientes se hayan integrado. Añade la melaza junto con las yemas de huevo y continua mezclando hasta su completa integración. Incorpora la harina tamizada junto con el buttermilk, comienza con harina, buttermilk, harina, buttermilk, harina.

En un bol a parte monta las claras a punto de nieve. Vierte las claras sobre la mezcla que teníamos reservada de bizcocho, mezcla con movimientos envolventes, muy despacio para que las claras no bajen.

Vierte la mezcla sobre tu molde favorito, si es de metal deberás engrasarlo antes.
Hornea durante 60 minutos o hasta que al introducir un palillo, este salga limpio.

Pasado este tiempo, retira el molde del horno y deja enfriar sobre una rejilla.
Para el relleno de lacasitos, utiliza uno de los extremos para cortar una circunferencia de un dedo de profundidad, debemos conseguir un "tapón" para encajarlo luego. Con ayuda de un vaciador, vacía el interior del tronco hasta casi el extremo. Ponlo en posición vertical y vuelca directamente los lacasitos hasta que quede un dedo de profundidad, utiliza el tapón para sellar el extremo.
Los trocitos de bizcocho que vacié del tronco los utilicé para hacer unos cake pops, pero esta vez utilicé Sirope de arce para darles sabor. El resultado fue brutal!! Perdonad por no poner las fotografiás pero me los zampé antes de que pudiera hacerlas.

2 comentarios:

  1. M encanta !!!! Y con ese interior tan sorprendente, el molde es genial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hooolaa!!

      Me alegra que te guste guapa!! Ahora te toca hacerlo :)

      Eliminar